I got chills, they´re multipliying…

imagesMary Kate estaba desolada. Tommy la había dejado por otra justo antes del baile de fin de curso. “¡Maldito seas, Tommy! ¡Y maldita esa (piiiii) de jefa de animadoras llamada Sindy!”. “¡Ojalá perdáis la final contra los Castores de Baltimore y además no te acepten en la Cornell University!”

Después de escribir este absurdo primer párrafo de mi entrada hay dos cosas de las que estoy segura. La primera es que lo habéis leído con voz chirriante de adolescente rubia americana y la segunda es que podéis predecir qué pasó después.

bridget-jones-helado2--644x362Efectivamente, Mary Kate se puso su pijama de Hello Kitty, sacó un litro de helado Ben & Jerry´s de su fridge y se dispuso a ver por chiquicienta vez “10 razones para odiarte”, tapada hasta las cejas por una colcha de patchwork que le hizo su abuela antes de morir. Sobra decir que si Mary Kate hubiese sido europea hubiese visto “Amelie”…

images (4) Pregunta de Trivial: ¿por qué razón eligió Mary Kate ver una ñoñícula en lugar de algo más adecuado tras una decepción amorosa como “Battle Royal”?. Elige la respuesta correcta:

a)       Skynet había ordenado quemar todos los dvds del mundo al estilo Fahrenheit 451

b)       Sufría cefaleas por vasoconstricción acompañada de nauseas, irritabilidad y distensión abdominal. Vamos, un PMS de manual

c)       Tenía más frio que 7 viejas juntas (mi madre dixit)

Jiewen Hong y Yacheng Sun, hubiesen elegido la b), como me atrevo a aventurar que has hecho tú, si no hubiesen escrito un bonito artículo científico titulado “Caliéntalo con amor” (un título “sexy”, que diría un colega mío).

Estos expertos en marketing, y posiblemente en venta de helados, examinaron la influencia de la sensación corporal de frío en la preferencia del género cinematográfico.

Atentas, chicas, os voy a enseñar lo que tenéis que hacer para conseguir que vuestra pareja os deje alquilar la última de Crepúsculo:

1. Cariño, ya que vas, ¿me traes un cola cao?

524207_10150937973772776_1542141621_n

La preferencia por una película romántica es mayor si se está tomando una bebida fría que una caliente, cosa que no ocurre con el resto de los géneros.

Y he aquí la prueba irrefutable de porque la opción b) de mi test era incorrecta: esta preferencia es independiente del género (humano en este caso) y del estado anímico.

2. Los esquimales son tíos románticos:

Las personas que se encuentran expuestas a una temperatura exterior de 15-17º C se muestran más dispuestas a pagar por ver una película romántica que aquellas que lo están a unos 22-24ºC. Ahora entiendo por qué hace tanto frío en las salas de cine…

Rock_DJ_Robbie_WilliamsMás allá de lo anecdótico de este estudio y del incremento de helado de canela en mi nevera, cabe destacar que la relación entre constructos corporales y físicos es un tema de actualidad enmarcado en lo que se denomina “cognición encarnada”.

Esta postura teórica, de origen filosófico, afirma que la cognición está determinada por el funcionamiento de ciertos sistemas corporales, como el motor o el perceptivo.

Fisher (1998) mostró que los síntomas fisiológicos del enamoramiento se asocian con la experiencia física de calor.

8112E45B4DB8568C551E4B5F8CCBasándose en esta afirmación, Hong y Sun proponen que la percepción física de frío activa la necesidad de calor psicológico y que esta entrada emocional es la que favorece la preferencia por las películas románticas.

La interacción entre la temperatura corporal y la psicológica va mucho más allá de la cinefilia. Por ejemplo, una persona excluida socialmente percibe su temperatura corporal como inferior. Por el contrario, la percepción física de calor predispone a una mayor proximidad social. Y ésta es la razón por la que yo siempre invito a un café calentito a la gente que quiero tener cerca.

images (1)En fin, Mary Kate terminó saliendo con el quarterback de su high school. Era una noche desapacible así que, mientras paseaban por la feria y comían algodón de azúcar, él le ofreció su chaqueta. Ella dijo: “No gracias, hoy ya he visto Moulin Rouge”. Él no entendió nada.

Normal, no hay quién entienda a las mujeres.

Fuentes:

Hong, J., & Sun, Y. (2012). Warm it up with love: the effect of physycal coldness on liking of romance movies. Journal of Consumer Research, 39(2), 293-306.

Fisher, H. (1998). Lust, attraction, and attachment in mammalian reproduction. Human Nature, 9, 23-52.

Zhong, C., & Leonardelli, G. (2008). Cold and lonely: does social exclusion literally feel cold? Psychological Science, 19(9), 838-842.

IJzerman, H., & Semin, G. (2009). The termometer of social relations: mapping social proximity on temperature. Psychological Science, 20 (10), 1214-1220.

Anuncios